A veces culpas al destino, o a la mala suerte, de lo que te ocurre. Crees que tus experiencias tienen poco que ver con lo que sientes o con lo que decides hacer con tus pensamientos y tus sentimientos.

En el video de hoy te hablo de los dos principios fundamentales a partir de los cuales funciona tu proceso creativo:

  • El principio de la acción que te pone en movimiento hacia tus metas o principio masculino.
  • El principio de no hacer nada y dejar que las cosas sigan su curso o principio femenino.

Una vez que conoces estos dos principios puedes reconocer tus procesos internos y cambiarlos, si es tu deseo, para transformar tu experiencia de vida.

Tanto hombres como mujeres poseen los dos principios y ambos expresan los dos aspectos aunque con diferente intensidad, por lo general suele predominar uno de ellos independientemente del género.

El principio masculino no es patrimonio de los hombres, ni el femenino de las mujeres. Estos principios están más allá de lo que se suele denominar roles de género.

Pienso que el rol de género se produce cuando no hay equilibrio entre el principio de la acción y el principio de dejar que las cosas sigan su curso.

Debajo del vídeo tienes la transcripción

TRANSCRIPCIÓN

¿Cómo creas tu vida?

¿Piensas que tu experiencia depende de un oscuro destino?

¿Por qué siempre te enamoras del mismo tipo de persona que te hace sufrir?

VIDEO-CURSO GRATUITO

12 Respuestas esenciales para sanar tus heridas de Amor

 Seguro que piensas que tu experiencia, lo que te pasa, no tiene nada que ver con quién eres, con lo que deseas o con lo que decides hacer con tus pensamientos y con tus sentimientos.

Tal vez no te has dado cuenta todavía de que tú misma estás creando tu vida continuamente, pero lo haces sin darte cuenta y lo haces desde tu energía femenina y desde tu energía masculina.

En este video quiero mostrarte que no fue una venganza del destino sino tu propia actitud lo que trajo obstáculos e infelicidad a tu pareja.

¿Sabes cómo te comportas en tu relación de pareja?

Lo haces a través de tu principio femenino y de tu principio masculino.

En este video te mostraré de qué manera funcionan estos dos principios generando malestar y sufrimiento en tu relación de pareja.

Cuando te das cuenta de que hay una conexión entre la causa y el efecto te das cuenta de que el destino no está sujeto a un poder ciego y negativo ajeno a ti misma.

Así me sentía yo hasta que descubrí que era mi inconsciente quien actuaba a mis espaldas.

Fue entonces cuando decidí observar y reconocer mis procesos internos para después cambiarlos.

Y es que a medida que descubres tus experiencias negativas dentro de ti, eres capaz de transformarlas creando una   experiencia de vida mucho más consciente.

¿Qué significan los principios masculino y femenino?

Como he dicho antes hay dos principios fundamentales a partir de los cuales funciona tu proceso creativo, es decir, la forma que tienes de crear tu realidad.

¿Cuáles son estos principios?

El primero es la activación, es decir, ponerte en marcha y el segundo es el principio de no interponerse y permitir que las cosas sigan su curso.

Uno es el principio masculino y el otro es el principio femenino y es tu actitud consciente la que determina si accionas o no y si dejas que las cosas sigan su curso o no.

Estos principios se resumen en esta poderosa afirmación

Me vinculo con la acción y me desvinculo del resultado de la acción.

Vincularse con la acción es tu actitud masculina frente a la vida. Desvincularte del resultado de la acción es tu actitud femenina.

Tú sintonizas con tu principio masculino cuando deliberadamente te pones en movimiento, cuando te diriges hacia una causa salvando cualquier obstáculo que pueda surgir.

El esfuerzo y la perseverancia son parte esencial de tu poder masculino.

Ahora bien, no basta con avanzar y actuar para sentir que estás en la vida.

Ahora toca hablar de la actitud de permitir que las cosas sigan su curso.

Esto quiere decir que tienes que aprender a ser receptiva y esperar.

Cuando esperas de forma paciente y confiada y permites que el proceso madure hasta que dé fruto, estás sintonizando con tu principio femenino.

Esta actitud femenina también es un movimiento porque todo lo que está vivo se mueve.

Pero este tipo de movimiento es muy diferente a aquel principio masculino del que hablaba antes.

El principio masculino te mueve hacia fuera, dirigiéndote hacia otro estado, hacia otro lugar, hacia otra meta, mientras que tu ánimo de permitir que las cosas sigan su curso, sin forzarlas, a su ritmo, es un movimiento hacia dentro.

El movimiento de lo masculino es deliberado y auto-afirmativo.

El movimiento de lo femenino es involuntario.

Todo lo que funciona bien en el universo, y aquí incluyo tu relación de pareja, combina estos dos aspectos de la vida.

No es posible que dos personas formen una pareja a menos que estos principios funcionen de la manera que deben hacerlo.

¿Y cuando funcionan bien estos principios?

Cuando cada miembro de la pareja permite que ambos principios se manifiesten en cada uno de ellos.

Un hombre sano e integral no representa exclusivamente el principio de la acción, del mismo modo que una mujer sana e integrada no representa solo al principio de permitir que las cosas sigan su curso.

Ambos miembros de la pareja deben expresar ambos aspectos, pero el énfasis de cada uno difiere y este énfasis no tiene que ver con el género, es decir que un hombre puede representar el principio femenino con más fuerza, del mismo modo que en una mujer puede predominar el principio masculino.

Cómo descubrir qué principio es el que te gobierna en cada situación de vida

El único indicador que tienes para saber si estás actuando de forma coherente en tu pareja son tus sentimientos y tus emociones.

Si sientes dolor o malestar es que existe una falta de coherencia interna.

Cuando el dolor se debe a que no llegan los resultados que esperas después de haber trabajado en tu objetivo es que estás poniendo demasiada atención en tu principio masculino.

La forma de resolver este malestar es activar tu principio femenino y esperar que todo siga su curso. No por mucho madrugar amanece más temprano.

Si tu dolor se debe en cambio a que sientes que hay desidia por tu parte y que te gustaría que las cosas fueran de otra manera, pero sin implicarte demasiado es que te ha poseído tu principio femenino.

El único modo de evitar esta sensación de abandono es ponerte las pilas y hacer cosas para lograr lo que quieres que ocurra, de este modo activas tu principio masculino y dejas de confiar en los demás o en tu pareja para que pasen cosas en tu vida.

para que te resuelva lo que solo es asunto tuyo.

Ya sabes que tú tienes un principio natural que puede ser el masculino o el femenino y es el que vas a seguir de forma inconsciente porque es el que aprendiste a usar para dejar de sufrir por tu experiencia de vida.

¿Qué principio es el que predomina en tu caso?

Dímelo en los comentarios.

Ya sabes que siempre te responderé en los comentarios.

Si te ha gustado el vídeo suscríbete a mi canal de Youtube.

Y si no lo has hecho aún apúntate al blog y recibe totalmente gratis el video curso CÓMO SANAR UNA RUPTURA EN 3 PASOS, y además no te perderás materiales muy prácticos y únicos que no ofrezco en ningún otro lugar.

Hasta el próximo vídeo en el que te hablaré de cómo integrar lo masculino y lo femenino para alcanzar la armonía dentro de tu pareja.

Ubuntu!!!